Quantcast

Alguien hace leña del árbol caído en la Casa Real: la venta de madera pública deja un beneficio del 32.000%

El rey Juan Carlos gusta de frecuentar el Pardo, el coto más cercano a su residencia y donde además alojó a la princesa Corina. Hoy su leña es un negocio suculento.

El rey Juan Carlos gusta de frecuentar el Pardo, el coto más cercano a su residencia y donde además alojó a la princesa Corina. Hoy su leña es un negocio suculento.

El Monte del Pardo es el cazadero real por excelencia. Ya hemos visto cuanto cuesta alimentar a sus animales para que su majestad y sus amigos puedan cazarlos, también conocemos el montante de sus batidas, pero un nuevo contrato público aflora un “pelotazo” aún mayor. ¿Quien no estaría dispuesto a comprar algo para venderlo luego con un 32.000% de beneficio? Sí, han leído bien: si yo compro a 0,50 euros y vendo a 160 euros, el negocio es seguramente millonario. Lo cual evidencia que alguien está haciendo leña de los árboles caídos en los boscosos aledaños de los palacios del Pardo y la Zarzuela.

El contrato lo ganó Forestal Guadyerbas, una empresa de Toledo, y su resultado es una auténtica bicoca. En otro de los palacios reales, el de la Granja (Segovia), ganó la contrata de la leña regia la empresa Trabajos Forestales Abad, ubicada en Valsaín, cerca del Real Sitio de San Ildefonso (Segovia). Todo queda en casa. El contrato fue negociado sin publicidad y la leña caída del paraje real se pagó a 0,10 la tonelada. Un mero vistazo a las webs de venta de leña hubiesen dejado al descubierto el monumental desfase de precio entre lo que se compra y lo que se vende. Pero nadie de Patrimonio del Estado se tomó la molestia de hacerlo.

La venta de la madera de los árboles del Monte del Pardo y otros palacios reales es un negocio suculento ajeno a miradas indiscretas: se negocia sin publicidad o por enajenación directa.

La venta de la madera de los árboles del Monte del Pardo y otros palacios reales es un negocio suculento ajeno a miradas indiscretas: se negocia sin publicidad o por enajenación directa.

Estas contratas secretas las firman Isabel Bermejo Ruiz, en calidad de secretaria de la mesa de contratación, Federico Montero Hita, como interventor delegado, y Alicia Pastor Mor, la todopoderosa gerente del Consejo de Administración. Ningún partido, ni diputado ni senador, ni de derecha ni de izquierda, nacionalista español, catalán o vasco, pedirá cuentas. Por esas minucias no se manchan las manos… aunque el pelotazo sea del 32.000%, un porcentaje lo suficientemente alto como para abandonar algunas ramas por el camino.

Puede leer el precio de mercado de la compra de madera pinchando aquí.

La contrata negociada sin publicidad del palacio real de Segovia, pinchando aquí.

La contrata por “enajenación directa” en el Pardo, pinchando aquí.

Anuncios de compra venta de leña entre particulares, pinchando aquí.


Si quiere contribuir a que el Espía en el Congreso pueda seguir publicando artículos como este, puede hacer su donación de alguna de estas formas:







Lector ocasional (1€)Lector asiduo (2€)



Lector comprometido (ilimitado)

Como gratitud a su gesto, le enviaremos el libro digital “La casta”

3 Responses to Alguien hace leña del árbol caído en la Casa Real: la venta de madera pública deja un beneficio del 32.000%

    Deja una respuesta

    Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *